No al cierre encubierto del único Pozo activo del Nalón

El Pozo Carrio no Cierra

CSI-Pozu Carrio

¿Cómo querer cerrar un pozo sin que se note?

-Primero subcontratan todos los talleres de explotación del pozo con el acuerdo de todas las partes sociales implicadas.

-No hay sitio para las y los trabajadores de arranque ni de preparación, al parar todas las obras por la cercanía del 31 diciembre del 2018.

-Pones categorías. Total, van a ir trasladados para otros centros y quedando el pozo escaso de personal con categorías superiores.

-A las y los trabajadores de preparación y arranque los trasladan, pero como es posible que se hagan más en los siguientes 90 días y según el Estatuto de los Trabajadores, es ilegal, pues haces que esos traslados sean “voluntarios” con la ayuda de los sindicatos y recordando al trabajador o trabajadora que acaba de tener una categoría que no tendría donde desempeñarla en un pozo en el que está subcontratada la explotación.

-Una vez que se vayan y repose el asunto, va a resultar que cuando lleguen las vacaciones, no da para dos relevos de extracción (eso mantiene la empresa) quedando como solución mandar a las subcontratas de vacaciones en agosto y a quien tenga que trabajar, en comisión de servicio. Vamos, cerrado por vacaciones.

-Cuando se vuelva y si no hubiese un buen servicio de mantenimiento de las rampas, estarán medio hundidas, por lo que hay que dedicarse a desmantelar antes de tiempo por esa desgracia divina que pasó.

-No va a ser nadie responsable de todo lo que pasó, ni la dirección de la empresa por subcontratar el arranque de las rampas, ni por querer trasladar, ni mucho menos por hacer un “cierre vacacional”. Menos será responsable el ingeniero del pozo si no hace un mantenimiento de las rampas evitado que terminen hundiéndose.

Y al final de todo, estará el único pozo del Nalón en activo cerrado si no lo evitamos el conjunto de las y los trabajadores, ahora que con una plantilla 3 veces inferior a otros pozos, damos la mitad de su producción….y con salarios inferiores.

¡CARRIO NUN PIESLLA!