Concentración “Tenemos hambre de derechos”

Convoca: Asamblea de información y denuncia sobre las políticas sociales.

Desde el pasado 13 de Mayo, un grupo de personas venimos denunciando las situaciones de precariedad y exclusión social que se dan en nuestra ciudad y exigiendo los cambios necesarios en las políticas sociales para que esas situaciones cambien.

Todos los martes nos reunimos a las 12 horas delante de la Fundación Municipal de Servicios Sociales, para nosotras una Fábrica de Miseria sin Solución.

En nuestras Asambleas, informamos sobre la situación de las Ayudas sociales, el atasco del salario social, las trabas para acceder a las ayudas de emergencia y como superar el laberinto burocrático a la hora de acceder a los recursos sociales.
· Que las Ayudas de emergencia se constituyan como un derecho complementario.(para gastos de suministros básicos, agua ,luz , gas, vivienda) al Salario Social Básico (gastos alimenticios).
· Que se dejen de concebir como préstamos teniendo que devolverlas con posterioridad, ya que entonces, se nos condena a una situación de carencia de recursos permanente.
· Que los remanentes económicos de la FMSS vayan destinados a garantizar las Ayudas de Emergencia del municipio.
· Que en los Servicios Sociales y en la Empresa Municipal de la Vivienda (ambos dependientes del ayuntamiento y de la Concejala de bienestar Social y vivienda, Eva Illán) ofrezcan un servicio adecuado dando soluciones a las situaciones, ofreciendo la información adecuada, y siempre estén disponibles para atender a las personas ante las situaciones que surgen.
· Qué l@s trabajador@s sociales tengan que responder ante alguien cuando no cumplen adecuadamente sus funciones o se permiten la licencia de juzgarnos. Que no siempre su palabra prime sobre la de la persona, pues nos deja a las personas más vulnerables en una situación de indefensión.

· En relación con la anterior, que se permitan los cambios de trabajador/a social, si no se establece la relación adecuada y la persona no confía en la persona que va a tener acceso a todas las cuestiones de su vida personal.

Desde la Asamblea seguimos insistiendo que LA EMERGENCIA NO PUEDE ESPERAR. Estamos cansadas de que los derechos sociales sigan siendo de segunda categoría. Todas las personas tienen el DERECHO a vivir con dignidad. Exigimos que las reivindicaciones propuestas tengan una respuesta concreta y se aseguren los recursos suficientes para atender las necesidades básicas de todas las personas.

Estamos cansadas de políticas de miseria.
Cansadas de la limosna como única respuesta.
¡¡Queremos justicia social, no caridad!!