El responsable de la sección sindical de la CSI en el taller de Barros rechaza la oferta económica de Duro-Felguera y exige su readmisión

El acto de conciliación celebrado hoy, lunes 17 de junio, por el despido del responsable de la Sección Sindical de CSI en el taller de Barros de la empresa Duro-Felguera, acabó sin acuerdo.

El trabajador se encontraba bajo uno de los contratos-relevo acordados por la Empresa y los Comités y que obliga a la empresa a renovar automáticamente dicho contrato en el momento en que se cumplen las condiciones fijadas para el relevo.

La Empresa incumplió dicho acuerdo y despidió de forma ilegal al trabajador, dejando en el aire no sólo este contrato, sino también el futuro de los puestos de trabajo del resto de trabajadores que se encuentran en contrato-relevo.

Durante el acto de conciliación, la empresa ofreció al trabajador una cantidad de dinero a cambio de renunciar a su puesto de trabajo, pero el responsable de la Sección Sindical de CSI en Barros, rechazó esta oferta y exigió la reincorporación a su puesto de trabajo.

El representante de la empresa Duro-Felguera fue muy claro y aconsejó al trabajador aceptar esa cantidad de dinero “porque esto es lo máximo que puedes sacar; la empresa va a cerrar los talleres, ya lo dijo el propio presidente del Grupo Duro-Felguera”.

El responsable de CSI en Barros demandará a la empresa y continuará luchando por su reincorporación a la empresa “porque no podemos permitirnos ni un parado ni una parada más y porque esto no es sino un paso más en el plan empresarial de cerrar todos sus talleres en Llangréu”.

CSI-Barros (Duro-Felguera)