Concentraciones en las tiendas de calzados MaryPaz

Esta empresa de calzados con más de 370 tiendas en todo el Estado (menos en el País Vasco porque el director no quiere por motivos políticos) es todo un ejemplo de cómo crear una cadena de establecimientos y forrarse a costa de comprar el calzado en china y luego venderlo aquí como producto nacional y de última moda.

Convenio inexistente, beneficios garantizados

Para que el beneficio sea aun mayor, no le queda otra opción que abaratar los costes de sus empleadas, aplicando un convenio que no existe, y que es mucho más bajo que el del comercio, para así pagar unos 200 euros menos a cada empleada (si multiplicáis 200 € al mes por una media de 4 chicas por tienda, por 370 tiendas, os podéis hacer una idea de lo rentable que le sale la jugada).

Rebajas todo el año en las condiciones laborales

A parte de lo que les roba mensualmente de salario, las condiciones laborales son penosas, todas tienen contratos temporales, y para que ninguna adquiera la condición de indefinida, la empresa está montada como un grupo enorme de sociedades limitadas y se dedican a contratar 6 meses con una SL y luego pasan a otra otros 6 meses.
Por supuesto, como todas están temporales las que reclaman algo van a la calle (fin de contrato), las que se quejan por las horas extras a la calle, las que cogen la baja a la calle. Solo tienen tres semanas al año de vacaciones, la 4ª semana ni se paga ni se disfruta, y quien la reclama va a la calle.
Cuando hay que preparar rebajas les toca hacer horas extras que ni se pagan ni se cotizan, cuando abren los domingos les pagan a 7,5 euros las horas y en negro (nada de pagar las horas extras a lo que marca el convenio y ni hablar de cotizarlas). Todas las tiendas tienen cámaras de vigilancia por donde las controlan durante toda la jornada.

Selección racista de personal

Por otro lado, el perfil de chica es muy claro, quieren chicas jóvenes que sean de nacionalidad española y blancas, los curriculums de gente extranjera tienen orden de tirarlos a la basura, igual que los curriculums de chicas de aquí que sean de color.

Boicot a calzados MaryPaz

De momento, CGT ha impulsado junto con las trabajadoras cuantro acciones de protesta delante de la tienda que la cadena tiene en Avilés en la calle la Cámara 22 repartiendo octavillas y animando a la gente a que no compre en esa tienda. La respuesta de la ciudanía es positiva y la mayoría de personas no entran, permaneciendo la tienda vacía la mayor parte del tiempo que duran las protestas.
Como en otras ocasiones, la CSI-Uviéu anima a participar en la protesta y extender el rechazo a este tipo de prácticas empresariales, llamando también a realizar un consumo responsable por parte de la población trabajadora.